Pie talo o talo-valgo

Dr. CG García Fontecha Actualizado agosto 2004

 

¿Qué es el pie talo valgo?

Algunos recién nacidos presentan los pies doblados hacia delante y arriba, de tal manera que el pie llega a tocar la parte anterior e inferior de la pierna (pie talo) y a veces el pie también está desviado hacia afuera (pie talovalgo) (fig. 1 a 3)

 



Fig. 1 - 2 - 3

 

¿Por qué se produce?

Se trata de una de las deformidades posturales intrauterinas (fetal) más frecuentes. Estas deformidades posturales son más habituales en las madres primíparas, cuando hay poco líquido amniótico (oligoamnios), cuando el feto es muy grande o cuando la presentación es anómala (nalgas, transversa).

 

¿Cómo se descubre?

La deformidad es tan manifiesta que cualquier persona la nota después del nacimiento. El talón está en una postura vertical y parece que continúe la pierna. A veces es difícil llegar a colocar el pie en una posición neutra.

 

¿Qué hay que hacer?

Los recién nacidos que presentan esta deformidad deben ser evaluados con gran cuidado por la presencia de otras deformidades posturales asociadas, en particular la luxación congénita de cadera.

La deformidad tiende a la corrección espontánea, pero si se quiere acelerar, tendrá que tratarse. El tratamiento consiste en las manipulaciones de estiramiento periódicas hasta que el pie adquiera la forma normal. En los casos más rígidos, el cirujano ortopédico pediátrico puede aconsejar un tratamiento con férulas correctoras.

 

BIBLIOGRAFIA

1. Lowell and Winters's Pediatric Orthopaedics
2. Chapter 29. Vincent S. Mosca: The Foot
3. Raymond T. Morrissy and Stuart L. Weinstein editors
4. Fifht edition, Volume 2, pag 1178
5. Lippincott Williams and Wilkins, 2001 

AVISO:
Los contenidos de esta página son información general sobre patología ortopédica pediátrica. Esta información no puede considerarse diagnósticos ni tratamientos, por lo que nunca debe suplir la relación médico-paciente y en ningún caso sustituye a la opinión ni prescripción médica resultado de visitas o de pruebas diagnósticas, entre otros. El titular del sitio web no garantiza que la información mostrada esté libre de errores, a pesar de los esfuerzos para velar por su veracidad y actualización. Recomendamos siempre la consulta con el especialista y no nos hacemos responsables de malinterpretaciones del contenido de esta página.